B Law & Tax
08 febrero 2024

Asesor fiscal: Todo lo que necesitas saber sobre la Ley Beckham en España

¿Qué es la Ley Beckham?

La Ley Beckham establece un régimen fiscal especial que posibilita a los extranjeros que se muden a trabajar en España pagar una tasa fija de IRPF del 24%, sin importar los ingresos que perciban en el país.

Esta medida tiene como objetivo principal atraer talento y personal calificado, beneficiando especialmente a aquellos con ingresos superiores a 60.000 euros al año.

Por lo tanto, si decides contratar a un ejecutivo extranjero con un salario bruto anual de 100.000 euros, este empleado puede aprovechar esta disposición para tributar al 24% de IRPF en lugar del 32% que correspondería a un residente español bajo circunstancias normales. En resumen, esto podría significar un ahorro de hasta 8.000 euros al año en impuestos tanto para la empresa como para el empleado.

Requisitos para acogerse a la Ley Beckham

Este régimen especial está disponible para trabajadores con residencia fiscal en el extranjeros, pudiendo ser nacionales españoles o no, que se mudan a España por razones laborales y que no han sido residentes en los cinco períodos impositivos anteriores al traslado.

Además, el traslado debe ocurrir en el primer año de aplicación del régimen o en el año anterior, debido a:

  1. Un contrato laboral, ya sea con una empresa española o con una empresa extranjera con la que se haya firmado una carta de desplazamiento.
  2. Nómadas digitales, es decir, cuando hay un contrato laboral con una empresa extranjera que permite el trabajo remoto mediante medios telemáticos.
  3. La asunción del cargo de administrador de una entidad. En el caso de una entidad patrimonial, el administrador no puede tener una participación igual o superior al 25%.
  4. La realización de una actividad económica en España, ya sea como autónomo, calificada como actividad empresarial.
  5. La realización de una actividad proporcionada por un profesional altamente cualificado que preste servicios a empresas emergentes o realice actividades de formación o I+D, y estas representen más del 40% de sus ingresos.

Familiares: Los familiares de los trabajadores extranjeros, incluyendo cónyuges e hijos menores de 25 años o con discapacidad, pueden también elegir tributar bajo este sistema.

Base imponible reducida: El trabajador tiene la opción de tributar únicamente por los ingresos generados en España, lo que disminuye su base imponible.

Tipo impositivo: El tipo impositivo sobre la base imponible es fijo: 24% hasta 600.000 euros y 47% a partir de ese monto.

¿Durante cuánto tiempo se puede acoger a este régimen

La duración del régimen es de seis años, que incluyen cinco años adicionales al año en que se adquiere la residencia fiscal en España. La residencia fiscal en España se entiende adquirida por el año natural, cumpliéndose el requisito de pasa más de 183 días en España. Esto significa que si, por ejemplo, la mudanza se realiza en diciembre de 2023, no seré residente fiscal en España durante 2023, sino que adquiriré la residencia en 2024; con lo cual, la duración del régimen especial será desde 2024 hasta 2030. 

En los siguientes apartados, abordaremos los inconvenientes asociados con la Ley Beckham, así como el procedimiento necesario para gestionar dicha solicitud.

¿Ventajas e inconvenientes fiscales tiene la Ley Beckham?

La Ley Beckham ofrece una tributación exclusiva a una tipo reducido a del 24% para los ingresos generados en territorio español, lo cual es favorable en comparación con las tasas más altas del régimen general. Además, este impuesto se aplica solo a los ingresos obtenidos en España, simplificando la situación fiscal de los nuevos residentes.

Las ganancias de capital obtenidas en el extranjero están libres de impuestos en España. En relación con el Impuesto sobre el Patrimonio, solo se requiere el pago por los activos y derechos ubicados en España, especialmente para los no residentes fiscales en el país.

Dado que la Ley Beckham considera al contribuyente como no residente fiscal, no es necesario presentar la declaración de bienes en el extranjero (Modelo 720). En cuanto al Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones, los individuos «impatriados» deben tributar en la Comunidad Autónoma correspondiente, independientemente de la ubicación de los bienes recibidos.
Los trabajadores extranjeros que se acojan a este régimen en España no pueden aprovechar la mayoría de los convenios de Doble Imposición. Además, los impatriados no tienen acceso a los mismos beneficios fiscales que otros contribuyentes, como la deducción de gastos de la Seguridad Social.

Exclusiones de la Ley Beckham: Requisitos de Elegibilidad

ventajas de la Ley Beckham, ya que existen circunstancias específicas en las cuales esta no se aplica. Aquellos que no son elegibles para este beneficio incluyen:

Trabajadores autónomos, a menos que estén involucrados en una actividad económica considerada emprendedora o posean habilidades altamente cualificadas.

Deportistas profesionales. Si bien en un principio los deportistas profesionales se podían acoger a este régimen especial, con la regulación actual se encuentran excluidos, y no podrán acogerse a la Ley Beckham.

B Law & Tax International Tax & Legal Advisors.

https://blaw.es

“En B LAW&TAX somos especialistas en asesoramiento fiscal internacional tanto a empresas como para particulares. Si desea ampliar la presente información, estaremos encantados de poder atenderle en el 917817194 o en [email protected]